Qué ver

La Iglesia
Image

Se trata de un edificio de nave única con transepto. La nave central queda rematada por un profundo presbiterio que conforma el ábside central, iluminado por amplios ventanales góticos situados en dos niveles. A sus lados se encuentran dos ábsides más, abiertos al crucero. Esta iglesia se levantó en dos etapas, la primera que comprende la cabecera y el crucero, es de la época de la Beata Urraca, o sea, del siglo XIII (una inscripción perdida decía que aquella primera etapa se acabó el 1236). En la segunda etapa se levantó la nave, ya en el siglo XVI, en época de la abadesa Isabel Téllez (1481-1514).

La iglesia conserva un valioso retablo, de la época de la abadesa Leonor de Osorio (1523-1570), cuando se acabó la nave. Este Retablo mayor es de grandes dimensiones; tiene cinco pisos de alzada (predela, tres pisos iguales y el ático) y siete calles. Se combina la pintura con otros compartimentos esculpidos. Este retablo estaba situado al ábside principal, pero en 1975 se trasladó de lugar para dejar visibles los ventanales góticos. También se guarda un valioso Cristo gótico del siglo XIV y la sillería del coro del siglo XVI, ahora modificado tanto en lo que concierne a su composición y situación.

Sala Capitular
Sala Capitular del Monasterio de Cañas

Es de la época de la Beata Urraca, es una bella sala cuadrada con un único pilar central de donde arrancan los nervios de la bóveda. Aquí se conserva el sepulcro de la Beata Urraca, fallecida en 1262, integrado por una caja decorada con relieves y una tapa con el yacente de la beata.

Claustro
Claustro del Monasterio de Cañas

La puerta que comunica la iglesia con el claustro es un bello ejemplar gótico. El claustro es de grandes dimensiones y más reciente, se levantó entre los siglos XVII y XVIII.